7976729870?profile=RESIZE_710x

El fotógrafo abulense se muestra molesto por el uso de la instantánea por parte del vicepresidente del Gobierno para criticar este viernes a Felipe VI y dice estar preocupado por la actual situación política del país.

La imagen del niño con el puño en alto en la madrileña calle Preciados logró convertirse en un icono del comienzo de la Transición. Era 22 de junio de 1976. Un pequeño levantaba el brazo mientras era llevado a hombros en una de las primeras manifestaciones de la época convocada para reclamar mejoras sociales. "¡Abajo los topes salariales!, ¡Enseñanza Popular!, ¡Viviendas Populares!", se coreaba aquel día en las calles.

La instantánea ilustró hace 44 años la contraportada de El País cuando el diario apenas llevaba dos meses en los quioscos. Ahora, su autor -el fotógrafo César Lucas Escribano (Cantiveros, Ávila, 1941)- se muestra incómodo con que el vicepresidente del Gobierno y líder de Podemos, Pablo Iglesias, la utilice en las redes sociales sin pedir permiso o citar su autoría. El líder de Podemos la empleó este viernes para acompañar un mensaje en el que acusaba al rey Felipe VI de romper la neutralidad política de la institución.

"Me molesta que un partido político que maneja su imagen como defensor de los derechos utilice fotos que ha robado", explica en conversación con Vozpópuli el fotógrafo abulense. Lo ve, eso sí, como una anécdota de cómo "piensan y respetan una serie de cosas". "Si la foto la emplea una publicación para ilustrar algo, tiene otro sentido a que se utilice con un ideario político", reflexiona. 

Lucas recuerda que aquella fotografía "fue símbolo de un momento y de una época". "Entonces armó bastante revuelo la imagen de ese niño tan guapo, tan limpio, que está con el puño en alto. Revolvió las tripas de mucha gente", relata. Los padres del pequeño eran militantes del Partido Comunista y miembros de Comisiones Obreras y de la Junta Democrática. En 2006, el diario de Prisa hizo un reportaje con aquel niño, que se había convertido en piloto de aviación comercial.

Daniel Rivas Azcueta tenía entonces 34 años. "Imagino que ahora que se está usando de forma partidista la foto en la que sale, no debe estar muy contento", apunta Lucas. 

 

"Una clase política que se unió"

El fotógrafo echa ahora la vista atrás y recuerda la "tremenda ilusión" con la que la sociedad española accedía por fin a una época de libertad tras cuarenta años de dictadura: "Parecía que era como abrir una ventana en una habitación llena de humo". 

Era una clase política "que se unió toda ella para defender los derechos de una España que querían que anduviera por otros caminos"

Por aquel entonces -dice- España estaba "en manos de una clase política completamente diferente". Era una clase política "que se unió toda ella para defender los derechos de una España que querían que anduviera por otros caminos". Sin embargo, cree que ahora "ese espíritu ya no existe" y se ha visto sustituido por "intereses personales, de partido y de poder".

La imagen del niño con el puño en alto en la madrileña calle Preciados logró convertirse en un icono del comienzo de la Transición. Era 22 de junio de 1976. Un pequeño levantaba el brazo mientras era llevado a hombros en una de las primeras manifestaciones de la época convocada para reclamar mejoras sociales. "¡Abajo los topes salariales!, ¡Enseñanza Popular!, ¡Viviendas Populares!",se coreaba aquel día en las calles.

Diego_150.png?hash=ecda74419d789f32dd30af3f7449419061aadcf6DIEGO MOLPECERES

Enviadme un correo electrónico cuando las personas hayan dejado sus comentarios –

¡Tienes que ser miembro de Escribir con la luz para agregar comentarios!

Join Escribir con la luz

Comentarios

  • Dejar a Pablete en paz, que el pobre hombre ya lleva en el castigo la penitencia. Además creo que tiene las espaldas muy anchas y puede con ello, por no decir que se la suda.

  • Nunca he tenido buen concepto de él, no por este apropiación indebida, por otros motivos que no vienen al cuento, pero como sigan metiéndose tanto con él, y evidentemente no por este caso, al final me terminará cayendo bien. Pues es un escarnio lo que dice y hace la derecha más corrupta y casposa con su persona. 

  • Sin comentarios.

  • Como siempre dando ejemplo. 

  • Si lo hace un vicepresidente que no harán los demás...

  • Menudo ejemplo, luego es normal que nos roben las fotos sin mencionar al autor.

  • Completamente de acuerdo Kike. Lo malo de todo esto es que cada vez que habla el Sr Iglesias, sube el pan.

  • Completamente de acuerdo con el cabreo del fotógrafo. Pero tratándose de quien se trata, es decir el que se apropio de la imagen sin permiso, no me extraña. Son las cosas de la politica española, cuanto menos representas de  ese poder que emana del pueblo, por contra más poder obstentas como es su caso. Necesitamos mandos responsables no agitadores, por ello, aunque tenga razón en lo que dice, me rechifa la forma en que lo dice quien lo dice.

This reply was deleted.