Luz y Tinta. La revista de Moldeando la luz

 

 

LA INFINITA PROFUNDIDAD DEL SER FOTOGRÁFICO

La fotografía es un lenguaje universal que no tiene fin; nadie conoce sus límites, porque a pesar de que abraza la tecnología, siempre depende de sus creadores. Cada creativo es un mundo distinto y aporta lo que su mente y alma generan. La  fotografía es la plasmación de lo que el ojo ve y la mente desarrolla, lo que el alma transforma y el talento embellece y mientras existan ojos que vean, almas que sientan y cerebros que desarrollen, siempre existirá la Fotografía como infinito lenguaje de información, comunicación y arte.

KarlFM.-
Enviadme un correo electrónico cuando las personas hayan dejado sus comentarios –

¡Tienes que ser miembro de Escribir con la luz para agregar comentarios!

Join Escribir con la luz